• Oferta crucero por Alemania y Francia

    Crucero fluvial por el Rin romántico: Francia y Alemania

    655,00 (IVA incl.)
  • Crucero fluvial por el Saona y Rodano

    Crucero fluvial por la Provenza: el Ródano y Saona

    620,00 480,00 (IVA incl.) ¡Oferta!
  • Crucero-fluvial-Andalucía

    Crucero fluvial por Guadalquivir y Guadiana: Andalucía al completo

    1.299,00 (IVA incl.)
  • crucero fluvial

    Crucero Fluvial por el Danubio

    1.691,00 (IVA incl.)

Fluviales

Los cruceros fluviales son una forma diferente de viajar entre ciudades. Estos cruceros ofrecen poder visitar las ciudades desde una perspectiva diferente. Moverse entre ciudades a través de los ríos nunca fue tan fácil. Los cruceros fluviales ofrecen todo tipo de servicios a bordo, una excelente gastronomía y servicio.

Te mostramos las ciudades más emblemáticas en los cruceros fluviales por el Guadalquivir, Danubio, Rin y Ródano .

Sevilla, España

Bienvenidos a la preciosa ciudad de Sevilla,  la cual será el punto de encuentro para subir a bordo del MS La Belle de Cadix, nuestro barco de crucero para esta fascinante aventura por Andalucía.

Sevilla es la capital de la comunidad autónoma de Andalucía, en el sur de España. Ésta, es famosa por reunir gran parte de los clichés de la cultura española: flamenco, jamón ibérico, toros, clima cálido, sangría y gente muy cercana.

Y por si fuera poco, Sevilla es una de las ciudades más monumentales de España. Con una importante herencia cultural, por el legado árabe y su función como puerto comercial con las Américas, Sevilla es una ciudad excepcional. Te enamorarán los rincones del casco antiguo y del casco histórico, sus parques y jardines, y sobretodo, el ambiente de las preciosas calle que constituyen la ciudad. No te agobies, si el primer día llegas con el tiempo justo a la ciudad, a lo largo de nuestro viaje dispondrás de 3 días con tiempo suficiente para visitar todos los rincones de Sevilla.

Te aseguramos, que no querrás dejar de pasear por sus callejones con bullicio, de comer las deliciosas tapas de los bares y de apreciar sus bellos monumentos.

Al subir a bordo, tendrá lugar la presentación de la tripulación y el cóctel de bienvenida. Más tarde, cenaremos a bordo y dispondrás de la noche libre.

Córdoba

En el segundo día nos desplazamos hacía el norte de Andalucía para visitar Córdoba. Esta ciudad fue una importante ciudad romana y uno de los principales centros islámicos de la Edad Media. Las mezquitas, las bibliotecas, los baños y los zocos (mercados tradicionales), abundaron en la ciudad. Y a día de hoy, muchos de estos se pueden visitar.

El principal emblema de la ciudad es la gran Mezquita de Córdoba, que data de finales del siglo I d. C. Después de convertirse en una iglesia católica en 1236, se agregó una nave de estilo renacentista en el siglo XVII. Así pues, la mezcla de culturas se refleja a la perfección en la arquitectura bizantina y renacentista de la construcción.

Sus impresionantes fachadas, paredes de mosaico, altares, porticones, jardines y salas de oración forman parte del Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO. Y no es para menos, esta reliquia arquitectónica con un legado histórico tan importante, promete ser una de las visitas que marcan un antes y un después a los visitantes.
Pero Córdoba tiene mucho más que visitar a parte de su mezquita. El barrio de la Judería , en el cual vivieron los judíos entre los siglos X y XV, se constituye hoy como el barrio más encantador y histórico de Córdoba. Recorriendo el suelo empedrado de sus callejuelas, nos trasladaremos a atrás en el tiempo.
Paseando por el centro histórico, nos encontraremos la Calleja de las Flores, un callejón estrecho muy cerca de la Mezquita. Esta calle cuenta con la particularidad de estar totalmente adornad, tanto en sus puertas, ventanas y balcones, al estilo cordobés con tiestos y flores coloridas. Un rincón de lo más pintoresco.

Cochem, Río Rin

Cochem está situada en una valle a orillas del río Mosela. En sus colinas se encuentra el castillo neogótico de Cochem. El castillo de Reichsburg fue construido alrededor del siglo XI pero fue incendiado sobre el siglo XVI por las tropas francesas de Luís XIV.

A día de hoy, se encuentra completamente reconstruido y conserva su encanto medieval original. Por lo tanto, es recomendable hacer la visita guiada por sus interiores y visitar sus patios y torres. Además, podrás observar la ciudad desde 100m de altura.

Paseando por el casco histórico de Cochem, donde aún hay restos de la antigua muralla, podrás ver las casas de entramado, la plaza del mercado, el ayuntamiento barroco o la Iglesia de San Martín. En el casco antiguo podrás disfrutar de paseos llenos de encantos mientras estás rodeado de tiendas locales y lugares de interés.

Si después de visitar el castillo y el casco antiguo estás agotado, te recomendamos disfrutar de una buena copa de vino. La región de Cochem es la segunda región vinícola más importante de Alemania. Así que no te puedes ir de Cochem sin probar alguno de los vinos locales.

Coblenza, Alemania

Coblenza, situada en la confluencia del Mosela y el Rin, pasearemos con nuestra animadora por la ciudad. Esta pequeña ciudad forma parte de la lista del Patrimonio de la Humanidad. Y es que son numerosos los museos, castillos, edificios religiosos y teatros que se encuentran en Coblenza.

Como punto de interés principal nos encontramos con Deutsches Eck o ‘la esquina alemana’. Este monumento conmemora la gloria del Imperio alemán a finales del siglo XIX. Se conoce como la esquina alemana porque se encuentra justo en la orilla del río Rin y el río Musela. Como curiosidad, a la orden teutónica se le concedió espació para construir su residencia justo en esta esquina.

Otros sitios interesantes de Coblenza son la fortaleza de Ehrenbreitstein, construida el siglo XVI y en ésta se encuentra una fortaleza con edificaciones barrocas llenas de legados históricos.  El Palacio electoral, es otro de los lugares emblemáticos de la ciudad dado que es de estilo clasicista francés y a día de hoy sus salas se usan para eventos.

En nuestro paseo por la encantadora ciudad de Coblenza nos iremos encontrando con numerosos monumentos y edificios conmemorativos llenos de connotaciones históricas, así como la iglesia de Notre-Dame o la basílica de San Castor. El centro de la ciudad se caracteriza por su ambiente relajado y con edificaciones imperiales.  También nos encontraremos con muchas zonas verdes donde poder pasear rodeados de naturaleza y tranquilidad.

Lyon, Francia

Te recomendamos visitar Lyon por tu cuenta antes de iniciar nuestro viaje. Lyon es la tercera ciudad francesa con más habitantes, es por eso, que destaca su ambiente urbano.

Si dispones de poco tiempo para visitar esta maravillosa ciudad, no te puedes perder los siguientes puntos de interés. El emblema de la ciudad es la basílica de Notre-Dame de Fourvière. El estilo arquitectónico de la basílica mezcla elementos románicos y bizantinos, parecida a la emblemática basílica de Sacré Coeur en París.

Desde la colina de la basílica, podrás apreciar la geografía característica de la ciudad, formada por la confluencia del Ródano y Saona junto a los pintorescos barrios de Lyon.

Tampoco te puedes perder el Vieux Lyon, la zona medieval situado a orillas del Saona, declarada Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO.  Al pasear por los barrios que constituyen el Vieux Lyon, observarás la influencia italiana florentina en sus estrechas calles llenas de edificios arquitectónicos coloridos.

Al ser la zona más popular de la ciudad, sus callejones se caracterizan por el animado bullicio. Perdiéndote por el Vieux Lyon podrás visitar la plaza de Saint-Jean, la catedral de Lyon, la calle de Saint-Jean y plazas llenas de un ambiente único.  Una forma alternativa de visitar esta zona de Lyon es a través de los “traboules”, unos pasadizos secretos que comunican la calle con portales y patios interiores.

Una vez todos los pasajeros hayan embarcado a nuestro barco, tendrá lugar la presentación de la tripulación y el cóctel de bienvenida, la ocasión especial para empezar a relacionarse con los cruceristas. Por la noche, navegaremos hacía el sur mientras cenamos exquisitos platos franceses seguido de una noche de animación.

Aviñón, Francia

Aviñón se encuentra en la región de Provenza, junto al río Ródano. Esta ciudad conserva su valor histórico debido a que fue la sede de los papas católicos durante el siglo XIV. El legado se hace evidente con el Palais des Papes.

El Palais des Papes es uno de los edificios góticos medievales más grandes de Europa y está formado por dos palacios: Palais Neuf  y Palais Vieux. Una maravillosa obra arquitectónica donde cada rincón del lugar está cargado de historia.

Si tienes pensado visitar el Palacio por sus interiores, no te pierdas nuestra excursión opcional “clásica” . Ésta incluye una visita guiada de Aviñón, incluido el Palais des Papes.

Otros lugares de Aviñón que debes visitar para enamorarte de la pequeña ciudad son la Catedral de Aviñón, de estilo románica del siglo XII. La catedral es otro de los monumentos de la ciudad que ha sido declarado Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO. Otro de los sitios de la ciudad declarado Patrimonio de la Humanidad es el puente de Aviñón, un puente medieval del siglo XII que atraviesa el río Ródano.

No te olvides de perderte por las calles del centro histórico de la ciudad, donde podrás disfrutar del ambiente y visitar la animada Place de l’Horloge, donde se encuentran el Ayuntamiento y la Ópera.

Durante el segundo día también podrás escoger la excursión opcional “activa”. Disfruta de una ruta a pie por el puente del Gard, el famoso acueducto construido por el Imperio Romano.

Viena, Danubio

Este día también está incluida toda la pensión a bordo. Después de desayunar realizaremos la visita con un guía local, quien nos enseñará cada rincón. Terminada la visita, disfrutaremos de la comida a bordo. Durante la tarde ponemos a disposición traslados al centro de Viena y a los Museos Gemelos o al Museo Belvedere (entradas no incluidas). Si lo prefieres puedes optar por estas opciones. De lo contrario puedes aprovechar el tiempo para pasear por ti mismo.

Después, tendremos tiempo libre en la ciudad. Podemos vistar el Palacio de Schönbrunn, es uno de los lugares más increíbles de Viena. Otro lugar muy bonito es la biblioteca nacional austriaca, que es una de las más bonitas del mundo. No dejes de pasear por Ringstrasse, es una avenida circular de más de 5 km. Esta calle fue construida en el lugar de una antigua muralla que protegía a la ciudad. Tampoco te puedes perder el Stadtpark, es un parque abierto que se ha convertido en el mejor lugar para desconectar de la ciudad. Y así podríamos seguir mencionando muchos lugares interesantes más, llenos de historia y de una preciosa arquitectura.

Budapest, Hungría

En Esztergom donde se encuentra la Catedral más bella e importante de Hungría. Por la tarde visitaremos la capital húngara, conocida como la Perla del Danubio. Enormes puentes unen ambas orillas acercando Buda, la antigua sede real y zona de residencial más elegante y Pest, corazón económico y comercial de la ciudad.

No te pierdas el parlamento de Budapest y los Zapatos en el Danubio. Situado a orillas del Danubio, es el edificio más famoso de la ciudad. Al lado de este edificio se encuentra el conmovedor monumento Zapatos en el Danubio, en recuerdo a los judíos asesinados durante la Segunda Guerra Mundial. Vista también el puente de las cadenas, el cual es además el más antiguo de la ciudad que une Buda y Pest. Otros lugares muy bonitos también son el Parque Varosliget y la Ópera de Budapest.

Bratislava, Eslovaquia

Bratislava es una de las capitales más pequeñas de Europa. Debido a su tamaño podemos visitarla en un solo día. Pasea por su casco antiguo, el cual es verdaderamente encantador. Sus callecitas estrechas y empedradas son como un mini laberinto, en donde podrás disfrutar de la bella arquitectura típica de Europa Central, sus tiendecitas, y de sus numerosos cafés y restaurantes dan un ambiente muy relajado que nada tiene que ver con la saturación de ciudades como Praga. Realizaremos una visita con guía local de habla castellana y al finalizar, dispondremos de tiempo libre para disfrutar de todo el encanto de esta ciudad.

Durante el tiempo libre puedes aprovechar para visitar lugares hermosos como la catedral de San Martín, que está justo cruzando el casco antiguo. Recorre también la calle Hviezdoslav hasta el Antiguo Teatro Nacional de Eslovaquia. Esta calle está muy cerca de la Catedral, es una elegante avenida llena de árboles y rodeada por restaurantes, cafés, tiendas y hoteles. Caminando por ella llegarás al famoso Teatro Nacional, un edificio neo renacentista de 1886. Tampoco te pierdas de la iglesia azul, y el Palacio Grassalkovich y sus jardines. Pasa además por la iglesia de la Santa Trinidad y explora sus calles.